Mi colonia de coco

 

img-20161025-wa0004

El agua de coco… Tiene ese olor tan dulce, fresco y duradero que te recuerda a una isla desierta tropical en la que estás sola contigo misma… ¡Me encanta!
El gusto por este olor específico empezó en mi época de colegio, concretamente en infantil. Todos los años mi padre le regalaba a mi madre por Navidad un frasco transparente de agua de colonia de coco con el tapón marrón, de la marca Yves Rocher. Cuando mi madre se la echaba, la casa quedaba llena de ese olor que me embriagaba.
En los días de colegio, cogía la colonia a escondidas y la esparcía por cuello y muñecas, como me había enseñado mi abuela. Así hasta las Navidades de hace 5 años, desde las que abrí uno de mis regalos y encontré una colonia de coco para mí SOLA. Desde esas Navidades, tengo un nuevo bote cada año.
La suelo usar todos los días y, a pesar de que yo nunca me canso de su olor, mis padres acaban mareados por la cantidad que me echo.
Este objeto es de los que hacen mi vida cotidiana más agradable, y espero que siga siendo siempre uno de mis olores preferidos.

HELENA PÉREZ GONZÁLEZ, 2ºA

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s